TU EMPRESA EN UN CLIC

Internet ha abierto las puertas a diferentes mundos, desde los virtuales hasta lugares recónditos a kilómetros de distancia. Puedes chatear con un familiar que se encuentre al otro lado del Atlántico o echar una partida de póker con desconocidos. De ver en streaming festivales de música en directo a disfrutar de un partido de fútbol como si estuvieras en el propio estadio.

Otra de las novedades que ha permitido es la de ofrecer la posibilidad de trabajar desde casa sirviéndose tan ‘sólo’ de tu ordenador portátil. Trabajar en pijama ya no es un sueño, sino que puede convertirse en realidad. Muchas sociedades S.L. De la actualidad se han creado y organizado a través de las redes.

Está claro que no todas las empresas pueden depender tan solo de herramientas como AutoCAD, paquete Office y simultáneos, pero sí pueden expandirse a través de una pantalla y de dispositivos móviles. Quizás estás pensando en crear una empresa comercial o de asesoría, por citar un par de ejemplos, y la amplitud de miras de internet te ofrecerá una ventana potencial a nuevos clientes para tus negocios e inlcuso aumentar tu oferta de negocio.

TRUCOS PARA ABARATAR COSTES SIN PERDER CALIDAD

Cuando uno crea su propia empresa, los costes iniciales muy tempranamente serán parte de los malos sueños que acecharán en las primeras semanas. Es normal que tengas nervios ante tamaña empresa, pero con ciertos consejos el cambio de asalariado a emprendedor será menos traumático.

Para empezar, piensa si prefieres partir desde cero o bien hacer uso de la venta de sociedades urgentes, tan en boga en los últimos meses. Este tipo de sociedades abarata costes y asume ciertas licencias que en una empresa nueva serían inviables. Al tener toda la documentación perfectamente reglada, su puesta en marcha se realizará en sólo unos pocos días. Si pecas de impaciente o tienes muchas ganas por alzar el vuelo, posiblemente sea una de las mejores opciones.

Si tu pequeña empresa va a ser atendida desde casa, conciénciate de que pese a las comodidades que esto conlleva, debes de echar las horas de trabajo oportunas. En el inicio de una empresa, esas horas serán más elevadas que durante los siguientes meses. Ten en cuenta tus mejores horas de actividad para contratar diferentes tarifas telefónicas y de luz, tu bolsillo lo agradecerá.

Inevitablemente, en un principio serán capitales los ahorros que tengas para subsistir, pero las recompensas llegarán pronto si realizas una propuesta moderna, interesante y práctica. Antes de dar este salto mortal, es buena idea iniciar el proceso mientras formes parte de otra empresa: al ser una actividad secundaria podrás seguir ahorrando para ella sin caer en los agobios iniciales. ¡Suerte!

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *